playlist Viernes, 23 enero 2015

Música para sentirte contento

César Bedón

Artista y productor. Fue editor de cultura de la revista Velaverde en la primera mitad del 2013, conductor en RPP y Radio Capital. Publicó el libro "Un sol que en invierno". Actualmente dirige la plataforma de arte Machucabotones, junto con Leslie Guevara.

vinyl_girl_by_biscuitsi-d2m6t7s-7202

 

Uno

“ESCRIBIR SOBRE MÚSICA ES COMO BAILAR SOBRE ARQUITECTURA”. He aquí una frase que me gusta mucho. Yo creía que la había dicho primero Elvis Costello, pero parece que la dijeron antes varios otros músicos, y lo que significa es más o menos esto: poner en palabras aquello que no tiene nada que ver con las palabras puede ser muy ocioso. El músico Mike Oldfield dijo una vez esto: “Escribir sobre música es como cantar sobre fútbol”.

Otra cita. “Sin música la vida sería un error”. Nietzsche.

Y aquí estoy yo, escribiendo sobre música en una sección llamada Playlist. Mis deseos son a) compartir por aquí algo de la música que me gusta y b) conocer nueva música. Para lo último sería indispensable, desde luego, contar con los comentarios de ustedes. Me planto, pues, en la posición de curioso. No soy experto en nada. Me gusta la música, como a todo el mundo. Escucho salsa. Me gusta muchísimo esta canción del Zambo Cavero.

(El Zambo Cavero quiere ser abeja en este vals del “chino” Soto. Nótese este singular piropo: “Tus ojeras que engalanan”.)

 

Dos

En una época –cuento esto para dar mis coordenadas– mi deseo fue llegar a alguna clase de conocimiento total. Tengo este recuerdo de mí mismo conversando con un amigo en un taxi, diciéndole “Me gustaría tener un panorama de toda la música del siglo XX, todas las cosas importantes que se han hecho”. Era joven y bastante idiota, supongo: tenía algo de dinero, todos los meses compraba CDs (¿hay alguien que compre CDs aún?) y hoy todos esos discos acumulan polvo en los estantes de mi cuarto.

Miro hacia arriba, veo un disco llamado “Endless summer” de un guitarrista austríaco llamado Fennesz: la última vez que he escuchado ese disco debe haber sido hace 10 años, lo compré porque en una web llamada Pitchfork Media le daban puntuación de 9.4. Hoy la idea de alzar la mano, sacar el disco del estante, ponerlo en la bandeja de la PC y darle “play” me cansa. Además, luego hay que guardar el disco. Si sonara esta música en mi cuarto, mi flaca me diría algo así como “Pon algo que me dé ganas de vivir”.

Idea para playlist: “Canciones para tener ganas de vivir”.

(Si no te gusta este tema, cómo culparte. Al mismo tiempo, ¿no hay algo muy interesante –inusual pero interesante– sucediendo acá?)

En fin, yo pensaba que en algún momento podría llegar a saberlo todo y a tener mi ranking sobre todo: no nos preguntaremos ahora para qué, pienso que todos hemos pasado por una fase así. Los hombres, al menos. Tengo la sensación (y es eso, una sensación) de que el afán por establecer categorías, listas y rankings es más masculino que femenino. Una estadística sencilla: Spotify (un servicio que todo amante de la música debería conocer, creo) tiene unas 30 millones de canciones en stock. A 3 minutos la canción, nos da 90 millones de minutos. 171 años de música sin interrupciones. Y, como sabemos, en Spotify no está todo. No puedes, por tanto, escucharlo todo.

 

Tres

Todos hemos tenido un amigo Bruno. Quiero empezar mis colaboraciones con esta sección mencionándolo: de las personas cercanas a mí, él es de lejos quien más conoce sobre música, y en alguna etapa de nuestra amistad me hizo escuchar canciones que hoy son parte de mis querencias. Discutíamos sobre discos con él, si el orden de las canciones en el disco era el adecuado. (Ejemplo clarísimo de pésimo orden: ¿cómo puede ser que en el “Greatest Hits” de Queen, luego de esa hermosa catedral de emoción vacía llamada “Bohemian Rhapsody” suene una canción fría y boba como “Another one bites the dust”? ).

(Un cover, para variar. Y la demostración de que estamos ante una canción imposible de interpretar mejor que Queen.)

 

Yo tenía un listado de 100 discos que debía escuchar para tener mi panorama completo de la música del siglo XX (viéndolo ahora, sería mejor decir “del rock en inglés del siglo XX”) y había de todo por allí: Sex Pistols, The Clash, Captain Beefheart, Stooges, Beach Boys.

Otra cosa: ¿la gente aún escucha… discos?

Fue mi amigo Bruno quien me dijo “Deberías también escuchar algo de Caetano Veloso”, tarea que hasta hoy he eludido, más o menos. La verdad es que ya no me interesa saberlo todo sobre nada. Y fue él quien me presentó dos de las cuatro canciones que incluyo en este primer playlist: todas ellas me transmiten entusiasmo. Espero que alguna de ellas sea una canción que no has escuchado antes. Creo que sirven para variar un poco el ánimo en días medio nublados como estos; el verano no se decide aún.

Idea para otro playlist: “Canciones para ponerse triste”.

 

 

Este es un playlist alegre:

1) Teta “Mbola Tiako Anao”

Una vez entrevisté a Rafo León y me dijo que Madagascar era, quizás, el país más bello que había visitado. Quiero conocer Madagascar un día. Esta canción del guitarrista Teta Claude (incluido en un disco de introducción a la música de Madagascar) me hace feliz. En general, la música de Madagascar no falla. ¡Cuántos parecidos hay entre esta música africana y eso que conocemos como “música tropical”!

 

2) Hot Butter “Pop Corn”

Este instrumental lo has escuchado antes, solo que no sabías cómo se llamaba. Checa este artículo de Wikipedia. Este cover de 1972 es la versión más famosa de todas, con baile incluido. Es la clase de música que ya no se hace. Gracias al cielo, dirá alguien.

 

3) Caetano Veloso “Rumba azul”

No sé nada sobre Caetano, pero esta canción me parece encantadora. ¿Por qué encontraré tan hospitalarias las voces de Caetano Veloso y de Roberto Carlos?

 

4) Penguin Café Orchestra “Cutting branches for a temporary shelter”

Ni ellos mismos tienen otra canción que suene parecida. La Orquesta del Café Pingüino se manda con una versión absolutamente dulce, minimalista y mecánica (en el mejor sentido de la palabra) de una melodía tradicional africana. El título lo dice todo: “Cortando ramas para construir un refugio temporal”. El video debería ser en dibujos animados o, mejor, en stop motion.

 

Hasta la próxima entrega, y gracias.

César Bedón

Artista y productor. Fue editor de cultura de la revista Velaverde en la primera mitad del 2013, conductor en RPP y Radio Capital. Publicó el libro "Un sol que en invierno". Actualmente dirige la plataforma de arte Machucabotones, junto con Leslie Guevara.